Revista de Osteoporosis y Metabolismo Mineral

Datos bibliométricos:
Citescore: 0,14 | SCImago Journal Rank : 0,12 | Google Académico: 0,0172

Empresas Colaboradoras:

Revista según normas "Uniform Requirements for Manuscripts Submitted to Biomedical Journals" www.icmje.org

La Revista se adhiere a los principios y procedimientos dictados por el "Committee on Publication Ethics (COPE)" www.publicationethics.org

Autor: Romm

Sorry, no English version of this issue

Leer más

Conclusiones consensuadas del I Foro Multidisciplinar en el Manejo del Paciente con Alto Riesgo de Fractura (ARF) Osteoporótica

Los días 12 y 13 de febrero del presente año se celebró en Madrid el primer Foro de Alto Riesgo de Fractura coordinado por el Prof. Díaz Curiel con el auspicio de la SEIOMM y con el patrocinio de Nycomed.
Alrededor de 100 especialistas en reumatología, traumatología, rehabilitación, geriatría, unidades de metabolismo óseo, medicina interna y endocrinología discutieron, desde una visión mutidisciplinar, las presentaciones preparadas por los coordinadores de los grupos, basadas en la revisión de los datos publicados y que habían sido previamente discutidas en dos reuniones por los miembros del comité científico.
Con las consiguientes dificultades para abordar un tema tan complejo, se desarrolló un documento consensuado para plasmar la realidad clínica y multidisciplinar del concepto “alto riesgo de fractura osteoporótica” cuyo extracto se presenta aquí resumido con el fin de recoger las visiones desde las diversas especialidades implicadas en el manejo de la enfermedad en nuestro país de este tipo de paciente de riesgo.

Leer más

Evaluación del riesgo absoluto de fractura mediante herramienta FRAX® en una cohorte española

El instrumento FRAX® se ha desarrollado para estimar el riesgo absoluto de fractura en las principales regiones del esqueleto y de forma concreta en cadera en un periodo de 10 años, utilizando datos epidemiológicos de cada país. Este algoritmo combina factores de riesgo clínicos con o sin la medición de la densidad mineral ósea (DMO). El objetivo de este estudio ha sido examinar la capacidad de predicción de fracturas de la versión del FRAX® desarrollada para España en una cohorte de mujeres con indicación de densitometría ósea.
Métodos: Se utilizaron para este estudio datos clínicos y de mediciones de densidad ósea de una amplia cohorte de población femenina del área metropolitana de Barcelona. Los criterios de inclusión fueron: mujeres de edad comprendida entre 40-90 años, haber recogido factores de riesgo clínicos, disponer de medición de DMO del cuello femoral y contar con un seguimiento durante más de 7 años. Se han considerado las principales fracturas osteoporóticas producidas a partir de la primera medición de DMO, que han sido comparadas con el número total de fracturas previstas por el algoritmo FRAX®, expresando el resultado en forma de ratio entre las fracturas observadas y las fracturas esperadas (O/E). Los resultados han sido estratificados por grupos de edad, los resultados de la medición de DMO y por los factores de riesgo clínicos utilizados en los algoritmos del FRAX®.
Resultados: Con los criterios descritos se incluyeron 8.450 mujeres, 69% menores de 60 años y un 14% con historia de fractura previa. Durante el seguimiento, el 10% sufrió alguna de las principales fracturas osteoporóticas. La fractura de muñeca fue la más frecuente y la de cadera representó sólo el 0,9% del total. El 52% de las principales fracturas ocurrió en mujeres sin ningún factor de riesgo o sólo con uno. Para la estimación del riesgo de fractura de cadera la ratio de fractura (O/E) fue 0,8 [IC 95%: 0,7 ; 1,1] y 3,1 [IC 95%: 2,8 ; 3,5] para las principales fracturas osteoporóticas. La relación O/E fue menor cuanto mayor fue la edad de las mujeres (para las mayores de 70 años, O/E = 1,9 [IC 95 %: 1,6 ; 4,3]), el tiempo de seguimiento fue más largo (para aquéllas con más de 10 años, O/E = 2,7 [IC 95%: 2,2 ; 3,4]) o menor número de factores de riesgo presentes (O/E = 3,2 [IC 95%: 2,7 ; 3,9]).
Conclusiones: La versión para España del algoritmo FRAX® está razonablemente bien ajustada para predecir en concreto las fracturas de cadera; sin embargo, subestima la incidencia de las principales fracturas osteoporóticas, independientemente de la medición de DMO y el número de factores de riesgo.

Leer más

Papel del bazedoxifeno en el tratamiento de la osteoporosis postmenopáusica

La osteoporosis es una enfermedad para la que no tenemos una definición totalmente satisfactoria1. Desde los años 50 en los que Fuller Albright la definió como “demasiado poco hueso”2, concepto que es incompleto, pues sólo recoge el aspecto cuantitativo de la enfermedad y no los cualitativos, se han sucedido las definiciones, como en 1988 la del Instituto Nacional de Salud Americano (NIH) en la que se refería a la osteoporosis como “una condición en la que la masa ósea disminuye incrementando la susceptibilidad de los huesos a sufrir fracturas”2,3, o la tomada por Consenso en Hong-Kong en 19934. A pesar de que la definición no es del todo satisfactoria, hoy en día aceptamos la publicada por la NIH en el año 2001, actualización de la previa de 1988, que la considera “una enfermedad de todo el esqueleto caracterizada por una masa ósea baja y una alteración de la microarquitectura ósea que condiciona un hueso frágil en el que consecuentemente incrementa el riesgo de fracturas”5.
Si bien la definición actual incide en el problema fundamental en la osteoporosis (la existencia de una mayor fragilidad ósea que condiciona un incremento en el riesgo de sufrir fracturas), e integra la pérdida de la cantidad (masa ósea), con las alteraciones en la calidad del hueso (las alteraciones microestructurales), esta definición no tiene una aplicación clínica directa, porque con ella no podemos identificar a los pacientes que la sufren. Por ello, en el día a día asistencial, la definición de osteoporosis más utilizada es la que se deriva de la obtención en una densitometría de una puntuación T inferior a -2,5, aunque tiene la limitación de basarse exclusivamente en criterios cuantitativos6.

Leer más

Metástasis costal derecha de adenocarcinoma de próstata

El cáncer de próstata es uno de los cánceres más frecuentes en varones. Su incidencia ha aumentado en los últimos años, debido, en parte, a la detección precoz mediante el cribado con la determinación del antígeno prostático específico (PSA). El hueso es la localización más común de las metástasis, las cuales son frecuentemente sintomáticas, produciendo dolor, debilidad y afectación funcional. Las metástasis óseas son usualmente osteoblásticas, aunque también se ha demostrado incremento de la resorción ósea. Se presenta el caso de un varón de 49 años, diagnosticado recientemente de cáncer de próstata, que acudió al Servicio de Urgencias por dolor torácico derecho. La exploración física mostró dolor de características mecánicas en 5ª-7ª costillas. La radiografía de tórax mostró ausencia del 6º arco costal.

Leer más

Buscador

Generic selectors
Solo mostrar coincidencias exactas
Buscar en títulos
Buscar en cuerpo de texto
Buscar en artículos
Buscar en secciones de
Filtrar por categorías
120181002
920181001
Artículo especial
Carta al Director
Comités
Comunicaciones Orales
Comunicaciones Póster
Documentos Especiales
Editorial
Imágenes de osteología
Índice de Autores
Índice de comunicaciones
Notas Clínicas
Noticias de la SIBOMM
Originales
Presentación
Revisiones
Spanish