Referente al documento de posición de la SEIOMM sobre COVID-19 y vitamina D

Hemos leído con interés el documento de posición de la Sociedad Española de Investigación Ósea y del Metabolismo Mineral (SEIOMM) sobre COVID-19 y vitamina D, publicado recientemente en su revista [1]. Este documento contribuye a clarificar el papel de la vitamina D en esta enfermedad infecciosa. Nos ha llamado la atención una de las conclusiones del documento, en el apartado final sobre relación riesgo/beneficio de la administración de vitamina D. En este apartado se afirma que “se considera que la administración de 10.000 UI/día de colecalciferol ó 4.000 UI/día de calcifediol es segura”. Esta aseveración se referencia bibliográficamente con una revisión sobre el balance beneficio-riesgo de la vitamina D de Bischoff-Ferrari et al. [2] En este trabajo se hace una evaluación de la efectividad y seguridad de varios ensayos clínicos en los que se empleó colecalciferol (vitamina D3) [mayoritariamente] o ergocalciferol (vitamina D2). En ningún caso la revisión recoge datos clínicos generados a partir de la suplementación con calcifediol, por lo que incluir calcifediol en la frase nos parece que puede generar cierta confusión.

Leer más