Revista de Osteoporosis y Metabolismo Mineral

Datos bibliométricos:
Citescore: 0,14 | SCImago Journal Rank : 0,12 | Google Académico: 0,0172

Empresas Colaboradoras:

Revista según normas "Uniform Requirements for Manuscripts Submitted to Biomedical Journals" www.icmje.org

La Revista se adhiere a los principios y procedimientos dictados por el "Committee on Publication Ethics (COPE)" www.publicationethics.org

Categoría: 4

Esclerostina y hueso en la diabetes mellitus tipo 2

En el presente número, García-Martín y cols.1 del grupo de trabajo del Dr. Muñoz de Granada publican que los niveles circulantes de esclerostina –la proteína codificada por el gen SOST que inhibe la vía osteblástica Wnt– dependen del sexo, la edad y la función renal en pacientes con diabetes mellitus de tipo 2 (DM2). Además, demuestran, en contra de lo esperado, una relación negativa con los marcadores de remodelado óseo, y positiva con la densidad mineral ósea (DMO). Finalmente, muestran que los niveles séricos de esclerostina son menores en pacientes con DM2 y osteoporosis sin relación con la presencia de fracturas.
La DM2 es una enfermedad de alta prevalencia –hasta el 12-15% de la población adulta de nuestro país2– y de enorme impacto sobre la morbi-mortalidad y sobre la calidad de vida. Es bien conocida su relación con complicaciones micro-vasculares –retinopatía, nefropatía y neuropatía diabética– y macro-vasculares –enfermedad coronaria arterial, arterial periférica y cerebro-vascular–. En fechas más recientes se han reconocido nuevas complicaciones claramente relacionadas con la diabetes, entre las que la osteoporosis o la enfermedad ósea metabólica de la diabetes es un ejemplo notable.

Leer más

Osteoporosis en el embarazo y la lactancia

Tanto la osteoporosis generalizada como la regional son enfermedades que, excepcionalmente, se asocian con el embarazo y la lactancia, aunque, sin duda, se trata de una situación infradiagnosticada.
Los mecanismos fisiológicos compensadores permiten, en la mayoría de los casos, hacer frente a los requerimientos necesarios para la formación y mineralización del esqueleto fetal y la nutrición del recién nacido, superando este período sin mayores dificultades1. Sin embargo, algunas mujeres experimentan una desmineralización ósea que puede verse complicada con fracturas2, y un pequeño grupo sufre desmineralizaciones regionales, que las invalida transitoriamente3.
El problema fundamental de estas situaciones es el diagnóstico, ya que, por una parte, algunos de los síntomas asociados pueden achacarse a molestias “normales” de la gestación como el dolor pélvico lumbar, que con mayor frecuencia se encuentra en cuadros típicos del tercer trimestre de la gestación, y por otra, a la imposibilidad de realizar pruebas diagnósticas como DXA durante el embarazo.

Leer más

Diabetes mellitus tipo 2 y osteoporosis

La osteoporosis y la diabetes mellitus son dos enfermedades de alta prevalencia que se asocian a un aumento del riesgo de fracturas por fragilidad, y con un sustancial impacto sobre la morbilidad y mortalidad de la población general. Aunque diversos estudios observacionales han investigado la asociación entre ambas, el mecanismo por el que la diabetes favorece la aparición de fracturas no se encuentra adecuadamente establecido.
En la mayoría de los estudios epidemiológicos realizados en pacientes con diabetes tipo 2 se ha demostrado un aumento de la densidad mineral ósea1, a pesar de lo cual existe un riesgo de fractura incrementado de 1,5 para fractura de cadera, húmero proximal y radio distal2. En cuanto al riesgo de fractura vertebral, los resultados son menos uniformes aunque la mayoría de los estudios también muestran un aumento del riesgo3,4.
La hiperglucemia ejerce tanto efectos directos sobre las células óseas, especialmente el osteoblasto, como efectos indirectos a través de la formación de productos derivados de la glicación.
In vitro, los niveles elevados de glucemia estimulan o inhiben la proliferación osteoblástica en función de la fase del ciclo celular. La diferenciación de estas células se suprime especialmente, lo que se pone de manifiesto con el descenso en la producción de osteocalcina, del depósito de calcio y de la mineralización ósea. La expresión de los receptores para la parathormona y la vitamina D también está disminuida. Asimismo, la hiperglucemia afecta la funcionalidad de los osteoblastos a través de la inducción de una respuesta osmótica mediada por su sensibilidad al medio ácido inducido por el lactato5.

Leer más

Estudio génico (OPG, RANKL, Runx2 y receptores AGE) en cultivos de osteoblastos humanos de pacientes con diabetes mellitus tipo 2 y fractura de cadera. Influencia de los niveles de glucosa y AGEs

Introducción: La diabetes mellitus (DM) tipo 2 se asocia a un mayor riesgo de fractura osteoporótica. Se han señalado múltiples factores como posibles mecanismos responsables, entre ellos las alteraciones en el remodelado óseo que podrían estar inducidas por las variaciones de glucosa circulante o por la presencia de productos finales de glicosilación no oxidativa (AGEs). El objetivo del presente trabajo ha sido valorar si dichas variaciones generan alteraciones en la expresión de genes relacionados con la diferenciación y actividad osteoblástica (OPG, RANKL, Runx2 y AGER) en el cultivo primario de osteoblastos humanos (hOB).
Material y método: Han sido estudiados 12 pacientes pertenecientes a tres grupos: 4 con fractura osteoporótica, 4 con fractura osteoporótica y DM tipo 2 y 4 osteoartrósicos no osteoporóticos ni diabéticos (grupo control), con una edad media de: 80 ± 8, 84 ± 10 y 66 ± 11 años, respectivamente. Se realizaron cultivos primarios de hOB a partir de hueso trabecular a los que se sometió a diferentes estímulos durante 24 h. El estudio génico se realizó mediante PCR real-time.
Resultados: La expresión génica de RANKL se vio aumentada en el grupo diabético, aunque no de manera significativa, en la condición de cultivo alta en glucosa y en la condición alta en glucosa suplementado con AGEs (1,9 y 4,6 veces mayor vs. condición control; 2,3 y 4,4 veces vs. grupo control, respectivamente). La ratio RANKL/OPG se mantuvo constantes en el grupo control, sin embargo en el grupo diabético se vio incrementada ante todas las condiciones experimentales. En el caso de Runx2 encontramos un incremento significativo de expresión en el grupo diabético con respecto al grupo control en la condición alta en glucosa y AGEs (OA = 1,08 ± 0,43; OP+DM = 3,33 ± 0,73; p = 0,039). No se observaron cambios significativos en la expresión de OPG y AGER con respecto a la condición control, para ninguna de las condiciones de cultivo, en ninguno de los grupos de pacientes.
Conclusiones: La presencia de un ambiente hiperglicémico y AGEs altera la expresión génica de RANKL, ratio RANKL/OPG y Runx2 en cultivos de osteoblastos procedentes de pacientes diabéticos con fractura de cadera. Estas variaciones podrían generar alteraciones en el remodelado óseo que podría explicar, al menos en parte, la menor resistencia ósea y el aumento de incidencia de fracturas no traumáticas en estos pacientes.

Leer más

Osteoporosis del embarazo. Presentación de 5 casos y seguimiento a largo plazo

Fundamento: La osteoporosis del embarazo (OPE) es una entidad claramente descrita y relativamente frecuente, aunque existen pocos estudios que hayan realizado un seguimiento a largo plazo de la enfermedad.
Material y métodos: Se estudió a 5 mujeres afectas de osteoporosis del embarazo a las que se les hizo un seguimiento a largo plazo, entre 4 y 16 años. A todas las pacientes se les realizó un cuestionario sobre estilos de vida y factores de riesgo, una exploración física completa, así como una densitometría tras el embarazo y posteriormente cada año mientras duró el seguimiento. Al finalizar éste, se les realizó una radiografía lateral de columna dorsal y lumbar.
Resultados: En 3 casos, se produjo una fractura espontánea como primera manifestación de la OPE, mientras que en 2 casos se observó un valor densitométrico muy bajo sin fracturas en el postparto inmediato. Todas las pacientes recibieron un suplemento de calcio y vitamina D, y en 3 casos se indicó un bifosfonato (risedronato). No se observó ninguna nueva fractura en ningún caso a lo largo del periodo de seguimiento. La densidad mineral ósea (DMO) aumentó en la columna lumbar en todas las pacientes, pero en una de ellas se observó un descenso en la medición de cadera, tanto en cuello femoral como en el total de cadera. Ninguna paciente volvió a quedarse embarazada en el periodo de estudio.
Conclusiones: Aunque ninguna de las 5 pacientes con OPE estudiadas a largo plazo sufrió una nueva fractura, y en todas se observó un incremento en la densidad mineral ósea de la columna lumbar, lo que nos hace pensar en una recuperación de la DMO con el tiempo, en 1 caso se produjo un descenso considerable de la densidad mineral ósea en fémur proximal, por lo que creemos que es recomendable realizar seguimientos a largo plazo a estas pacientes.

Leer más

Variables que influyen en las concentraciones de esclerostina en los pacientes con diabetes mellitus tipo 2 y su asociación con el metabolismo óseo

Fundamento y objetivos: La diabetes mellitus tipo 2 (DM2) se asocia a un incremento del riesgo de fracturas cuyos mecanismos subyacentes son complejos. El objetivo de nuestro estudio fue analizar las variables que influyen en la concentración sérica de esclerostina y la relación con el metabolismo óseo en un grupo de pacientes DM2.
Pacientes y métodos: Estudio transversal de 76 pacientes con DM2. Se recogieron datos clínicos, parámetros bioquímicos básicos, hormonas calciotropas, marcadores de remodelado óseo, radiología vertebral y densidad mineral ósea (DMO). Se determinaron las concentraciones séricas de esclerostina mediante ELISA (Biomedica, Austria).
Resultados: Los varones presentaron concentraciones más elevadas que las mujeres (63,15±27,03 vs. 43,14±17,08 pmol/L, p<0,001). Encontramos una relación positiva entre esclerostina y edad en los varones con DM2 (r=0,338, p=0,031) y entre esclerostina y creatinina en la muestra total (ajuste a edad: r=0,362, p<0,001). Asimismo, se relacionó negativamente con la fosfatasa alcalina ósea (FAO) (r=-0,259, p=0,029), el telopéptido carboxiterminal del colágeno tipo 1 (CTX) (r=-0,356, p=0,002) y la fosfatasa ácida tartrato resistente 5β (TRAP5β) (r=-0,289, p=0,013). La DMO en columna lumbar, cuello femoral y cadera total se asoció de forma positiva con la esclerostina (r=0,373, r=0,492, r=0,524, p<0,001) ajustando por edad. Los niveles séricos de esclerostina fueron más bajos en pacientes con DM2 y osteoporosis frente a los no osteoporóticos (42,96±19,16 vs. 56,95±25,98 pmol/L, p=0,041).
Conclusiones: El sexo, la edad y la función renal son factores determinantes en los niveles circulantes de esclerostina en pacientes con DM2. Existe una relación negativa con los marcadores de remodelado, y positiva con la DMO. Los niveles séricos de esclerostina son más bajos en pacientes con DM2 y osteoporosis.

Abreviaturas: CF: cuello femoral; CL: columna lumbar; CT: cadera total; CTX: telopéptido carboxiterminal del colágeno tipo 1; DM2: diabetes mellitus tipo 2; DMO: densidad mineral ósea; DXA: absorciometría dual de rayos X; FAO: fostatasa alcalina ósea; FG: filtrado glomerular; GBP: glucemia basal plasmática; HbA1c: hemoglobina glicada; IMC: índice de masa corporal; PTH: parathormona; OC: osteocalcina; TRAP5β: fosfatasa ácida tartrato resistente 5β; 25(OH)D: 25-hidroxivitamina D.

Leer más

Ángulo de Cobb, deformidad vertebral y fracturas en pacientes alcohólicos

Fundamento: La hipercifosis y la deformidad vertebral se relacionan con fracturas vertebrales. No existen estudios en alcohólicos crónicos.
Objetivo: Analizar la relación existente entre el ángulo de Cobb y distintos grados de deformidad vertebral con la masa ósea y diversas variables relacionadas con el metabolismo óseo en pacientes alcohólicos crónicos.
Material y métodos: Se incluyó a 57 varones alcohólicos de 52 ± 12 años de edad. Se calculó el ángulo de Cobb y se midió el grado de deformidad vertebral de T7, T8, T9 y T10 usando el MorphoXpress® y la radiografía de tórax. Se determinó la masa ósea de columna y cadera mediante DXA Hologic Walthan 2000, y las fracturas clínicas prevalentes con la historia clínica. Además, se analizó el estado nutricional, la intensidad de alcoholismo, las variables de función hepática, la presencia de cirrosis hepática y el metabolismo óseo. Los resultados fueron igualmente estudiados en 20 controles de similar edad y sexo.
Resultados: Los pacientes tenían un mayor ángulo de Cobb en comparación con controles (30 ± 9º vs. 17 ± 5º, respectivamente, p<0,001). Los cirróticos tenían menor masa ósea que los no cirróticos en vértebras lumbares (p<0,01) y cuello femoral (p=0,02). Las deformidades en T7, T8, T9 y T10 se relacionan con una mayor cifosis, mayor tiempo de consumo y con las fracturas vertebrales prevalentes (p<0,01), no vertebrales (p<0,002), y de cadera (p<0,001). Existían 65 fracturas prevalentes, 46 costales, 12 vertebrales y 7 de cadera. Los pacientes con mayor ángulo de Cobb tenían más fracturas vertebrales (p<0,01) y no vertebrales (p=0,04) así como mayor tiempo de consumo de alcohol (p=0,02).
Conclusiones: Los alcohólicos crónicos presentan mayor cifosis que los controles. La deformidad vertebral en cuña o bicóncava se relaciona con una mayor cifosis, mayor consumo de alcohol y fracturas prevalentes. Un mayor ángulo de Cobb se relaciona con fracturas vertebrales prevalentes en esta serie. Los bebedores más intensos tenían un mayor ángulo de Cobb y presentaron más fracturas.

Leer más

Efectos osteogénicos de la PTHrP (107-111) cargada en biocerámicas en un modelo de regeneración ósea tras un defecto cavitario en el fémur de conejo

Introducción: La proteína relacionada con la parthormona (PTHrP), un factor abundante en el tejido óseo, es un importante modulador de la formación ósea. Se ha demostrado que la PTHrP (107-111), conocida como osteostatina, cargada en el material cerámico mesoporoso SBA-15, ejerce acciones osteogénicas in vitro.
Objetivo: Comprobar si dicho material y una versión funcionalizada del mismo (C8-SBA-15) promueven la reparación ósea en un modelo de defecto cavitario en el fémur del conejo.
Material y métodos: Para ello se han llevado a cabo estudios histológicos e inmunohistoquímicos y de microtomografía computerizada (µCT).
Resultados: Tras la implantación de los biomateriales no se observaron niveles significativos de inflamación ni resorción ósea (4 y 8 semanas). A las 8 semanas las biocerámicas no cargadas con la osteostatina se encontraban separadas de la médula ósea por una cápsula fibrosa, que disminuía de forma significativa en presencia del péptido. Se observó (por µCT) un aumento de la neo-formación ósea a diferentes distancias de los biomateriales, principalmente en los cargados con la osteostatina. Además, estos resultados fueron confirmados por inmunohistoquímica de marcadores osteoblásticos.
Conclusión: Nuestros hallazgos sugieren que estas biocerámicas cargadas con la osteostatina son una buena estrategia para acelerar la regeneración ósea.

Leer más

¿Podría el índice FRAX® modificar el tratamiento de la osteoporosis?

Introducción: El índice FRAX® es un algoritmo ideado por la OMS que, valorando factores de riesgo, calcula el riesgo absoluto de sufrir cualquier fractura osteoporótica y de cadera en los próximos 10 años. El objetivo de este trabajo es conocer el riesgo de fractura de pacientes con sospecha de osteoporosis, utilizando para ello la herramienta FRAX® y comprobar como se modificaría la decisión terapéutica si se utilizase este criterio.
Pacientes y método: Las pacientes se extrajeron de la lista de densitometrías (DXA) realizadas en el Hospital de Torrevieja durante el primer trimestre de 2009. Mediante un muestreo aleatorio simple se seleccionaron 110 mujeres, participando en el estudio 90 de ellas; a todas éstas se les aplicó el FRAX®, recogiéndose el tratamiento para la osteoporosis que seguían y el servicio que había iniciado la prescripción. Se consideró alto riesgo de fractura un valor para la fractura principal >10% o para la fractura de cadera >3%.
Resultados: Quince pacientes (16,66%) tenían un índice de FRAX® con alto riesgo de fractura. Sólo el 23% de las pacientes tratadas presentaban un FRAX® con alto riesgo de fractura. El 40% de las pacientes con FRAX® de alto riesgo no mantenían tratamiento específico.
Conclusiones: La utilización de la herramienta FRAX® podría adecuar la indicación de tratamiento en muchos pacientes en los que la decisión se había basado tan sólo en la densitometría ósea.

Leer más

Cambios estacionales de las concentraciones séricas de vitamina D en pacientes atendidos en un Centro de Salud

Objetivos: Estudios previos demuestran una elevada prevalencia de deficiencia de vitamina D [25(OH)D] en distintos sectores de población de nuestro país. Sin embargo, pocos trabajos muestran la influencia de los cambios estacionales sobre las concentraciones de vitamina D. El objetivo del presente trabajo fue conocer la influencia estacional sobre el status de vitamina D en pacientes atendidos en una consulta de Atención Primaria.
Material y métodos: Estudio longitudinal prospectivo de una cohorte de 82 pacientes. Se determinaron valores séricos de calcio, 25(OH)D y PTH durante los meses de enero, febrero y marzo (Período 1), y septiembre y octubre (Período 2).
Resultados: Los valores de calcio fueron similares en ambos períodos. Durante el Período 1, el 50,6% de los pacientes mostró valores de 25(OH)D < 15 ng/ml y en el 3,65% fue > 30 ng/ml. Durante el Período 2, aumentaron los valores de 25(OH)D (31,88 vs. 15,75 ng/ml, p < 0,001), disminuyó el porcentaje de pacientes con valores de 25(OH)D < 15 ng/ml (2,7 vs. 50,6%, p < 0,001) y se incrementó el porcentaje con valores de 25(OH)D > 30 ng/ml (50.68 vs. 3,65%, p < 0,001). En ambos períodos los valores de 25(OH)D se correlacionaron de forma inversa con los de PTH.
Conclusiones: Más de la mitad de los pacientes atendidos en un Centro de Salud presenta deficiencia de vitamina D durante el invierno, con notable mejoría tras el verano. Sin embargo, solo la mitad alcanza valores óptimos de vitamina D. Nuestros resultados sugieren la necesidad de políticas sanitarias que optimicen el status de vitamina D en la población general.

Leer más

Osteointegración y biocompatibilidad in vivo de cerámicas bioinspiradas de carburo de silicio en un modelo experimental en conejo

Fundamento: La nueva generación de materiales para implantes debe imitar las estructuras jerárquicas de la naturaleza. El carburo de silicio bioinspirado (bioSiC) es una cerámica producida a partir de madera, que presenta una estructura similar al hueso, con la propiedad única de una porosidad interconectada, que permite el crecimiento interno de los tejidos y favorece la angiogénesis.
Objetivos: Valorar la biocompatibilidad y osteointegración del bioSiC en defectos óseos femorales en un modelo experimental en conejo.
Material y métodos: Se obtuvieron 36 cilindros de bioSiC mediante pirólisis de madera de sapelli e infiltración con silicio fundido de la preforma de carbono resultante. Dieciocho cilindros se recubrieron con Si-HA por deposición con láser pulsado. Los cilindros se implantaron en cóndilos femorales de conejos que se sacrificaron a las 1, 4 ó 12 semanas. Las muestras se analizaron histológicamente mediante microscopía óptica y por microtomografía computarizada para evaluar el crecimiento de hueso.
Resultados: Los implantes de bioSiC mostraron una buena osteointegración presentando tanto crecimiento hacia fuera (ongrowth) como hacia dentro (ingrowth). A las 4 semanas de la implantación la integración era casi completa, sin diferencias frente a las 12 semanas. El recubrimiento no mejora el valor de ningún parámetro con respecto a los implantes no recubiertos.
Conclusiones: Las cerámicas de bioSiC fabricadas a partir de madera porosa presentan una buena osteointegración y su porosidad interconectada es colonizada por el tejido óseo. No requieren además la bioactividad de un revestimiento para mejorar la aposición de hueso neoformado. El bioSiC se erige como un material a tener en cuenta en aplicaciones biomédicas.

Leer más

Prevalencia de fracturas vertebrales en pacientes con Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica ingresados en un Hospital Universitario

Objetivo: La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es una enfermedad ampliamente distribuida y con elevada morbimortalidad, asociada a patologías importantes, entre las que está incluida la osteoporosis. El objetivo de este estudio fue evaluar la prevalencia de fracturas vertebrales en los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica y determinar algunos factores que favorecen el riesgo de fractura en estos pacientes, especialmente la severidad de la EPOC y el empleo y dosis de corticoides inhalados.
Material y método: Estudio retrospectivo, observacional y trasversal donde se incluyeron pacientes ingresados en el Hospital Universitario Río Hortega durante el año 2006, diagnosticados de EPOC que tuvieran una radiografía lateral de tórax. Se incluyó un grupo control, sin EPOC, de edad y sexo similares, ingresados en el Servicio de Medicina Interna durante el mismo periodo. La fractura vertebral se determinó por Morphoxpress®.
Resultados: Se incluyeron 115 pacientes con EPOC y 87 pacientes controles, observándose una elevada prevalencia de fractura vertebral en pacientes con EPOC, aunque sin mostrar diferencias estadísticamente significativas con el grupo control. Sin embargo, si consideramos únicamente fracturas moderadas-severas (Tipo II y III de Gennant), sí existe una mayor prevalencia que se relaciona con la severidad de la enfermedad, medida por el descenso del VEMS (Volumen espiratorio máximo en el primer segundo de espiración forzada). No hemos encontrado relación entre la prevalencia de fracturas, los diversos tipos de tratamiento y la morbilidad determinada por el número de ingresos.
Conclusión: Nuestro estudio muestra la tendencia de los pacientes con EPOC a presentar una elevada prevalencia de fracturas vertebrales asociándose las mismas con la severidad del EPOC y la gravedad de las propias fracturas vertebrales. No encontramos relación entre los diferentes corticoides inhalados, de forma individual o agrupada, y la presencia de fracturas. Tampoco encontramos relación entre número de fracturas vertebrales y número de reagudizaciones, tratamiento con broncodilatadores, corticoides, oxigenoterapia crónica domiciliaria, o diagnóstico y el tratamiento previo de osteoporosis.

Leer más
Cargando

Buscador

Generic selectors
Solo mostrar coincidencias exactas
Buscar en títulos
Buscar en cuerpo de texto
Buscar en artículos
Buscar en secciones de
Filtrar por categorías
120181002
Artículo especial
Carta al Director
Comités
Comunicaciones Orales
Comunicaciones Póster
Documentos Especiales
Editorial
Imágenes de osteología
Índice de Autores
Índice de comunicaciones
Notas Clínicas
Noticias de la SIBOMM
Originales
Presentación
Revisiones
Spanish